Cuando me propuse vender mi caldo de huesos a más público que el que vendía en mi carnicería del pueblo me planteé varios temas. Uno de ellos es del que quiero hablarte hoy:

¿Pasteurizado o sin pasteurizar?

Hice diferentes pruebas, para decidir si pasteurizar o no mis productos. Una de ellas fue llevar el caldo de huesos y las cremas de verduras que hacemos, en botellas de cristal (esté será tema para otra entrada al blog😉) a una empresa que producen cremas de verduras y caldos y tienen un sistema para pasteurizar.

Les llamé y les pregunté si me dejaban hacer unas pruebas con su maquinaria y muy amablemente me ofrecieron su espacio para poder desarrollar mis experimentos.

Y así lo hice, pasteuricé el caldo y las cremas. 

Una vez pasteurizado, el alimento puede durar meses, incluso algunos alimentos duran años en un armario. Eso de por sí, pues mira, resulta práctico, por qué yo puedo producir una semana 100 litros de caldo, otra semana 100 litros de crema de cúrcuma, otra semana 100 litros de crema de calabacín… lo voy guardando y acumulando en un almacén y a medida que voy vendiendo, pues voy sacando del almacén. Y a medida que algún producto se va agotando, pues voy haciendo producción. 

Muy práctico, ¿verdad? Pero, no sé. Dime rara, pero es que esa manera de conservar, no resonaba conmigo. Para mí no era lógico, y algo en mi interior me decía que no, que no pasteurizara mis alimentos.

Y bueno, el resultado de la pasteurización de mis queridos alimentos, como no podía ser de otra manera, ya que a mí ya no me resonaba esta idea, resultó ser un suspendido rotundo.

pasteurizado-o-sin-pasteurizar

 

¿Por qué no pasteurizo mi caldo de huesos?

El caldo de huesos, aparentemente no había cambiado, es decir, el color era el mismo, ¿Pero el sabor? ¡Madre mía del amor hermoso! ¡Tenía un sabor taaaaaan diferente! 😱 Con lo bueno que es el caldo de huesos y una vez pasteurizado no tenía nada que ver, sabía a producto, no a alimento.

Las cremas de verduras sí que fueron un verdadero desastre. Quien las ha probado sabe la explosión de color y sabor que tienen nuestras cremas, y cuando las vi pensé que no eran las mías, todas con un tono de color triste, y el sabor… ¡Fatal, nada que ver! Eran tristes, muy tristes. Con lo que son… qué lástima de verdad.

¡Así que decidí no pasteurizar!

Caldo de huesos ecológico Santa Paciencia

 

¿Sabes una cosa?

Es duro no pasteurizar, pero es gratificante.

  • Es duro porque al tener una caducidad corta todo debe coordinarse. Que nos lleguen los huesos, hacer el caldo, hervirlo 30 horas, envasarlo, preparar los pedidos y que la empresa de transporte cuide bien nuestras cajas llenas de nutrientes que nos hacen vibrar de amor y salud y las entreguen en el horario acordado a nuestros queridos clientes.
  • Es duro por qué no puede haber margen de error.
  • Es duro por qué el día de producción son más de 10-12 horas seguidas de trabajo. Pues hacemos el caldo y las cremas todo el mismo día, cocinar, envasar y limpiar, y todo es con producto fresco.
  • Es duro por qué queremos que lo recibas cuanto antes mejor para no perder días en la caducidad, y vamos a contrarreloj.

Pero es gratificante por qué así y solo así tiene el sabor que tiene que tener.

  • Es gratificante por qué así es como si lo hicieras en tu casa.
  • Es gratificante por qué así os gusta el sabor.
  • Es gratificante por qué así sé que estamos haciéndolo lo mejor que sabemos.
  • Es gratificante por qué nuestro caldo es de una calidad excelente, único en el mercado.
  • Es gratificante por qué podemos aportar nuestro granito de arena en mejorar tu salud.
  • Es gratificante por qué lo hacemos totalmente artesanal, natural y de la máxima calidad posible.
  • Es gratificante por qué al hacerlo así muy poca gente nos va a copiar, por qué es muy duro.
  • Es gratificante por qué amamos lo que hacemos, y siempre lo hacemos pensando en ti, en lo mejor para ti, para tu salud, para tu paladar, para tu nutrición.
  • Es gratificante por qué nos sentimos realizados y en coherencia con nuestras creencias.

❤️ ¡Es gratificante por qué hacemos el mejor caldo del mundo! ❤️

Un comentario de “Caldo de huesos: ¿pasteurizado o sin pasteurizar?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0
Abrir chat
1
Escanea el código
WhatsApp Caldo Santapaciencia
Hola, Soy Mercè
¿En qué puedo ayudarte?